Analogía de una Blockchain para gente de a pie

Imagina que en un pequeño pueblo, en lugar de tener un banco o un gobierno que registre y controle toda la información de transacciones económicas (como quien paga a quién y cuánto), los habitantes deciden hacer algo diferente. Acuerdan llevar un libro de registros comunitario, donde cada vez que alguien paga a otro, se escribe en este libro.

El libro de registros es como la blockchain

Descentralizado: En nuestro pueblo, este libro no está guardado en un solo lugar ni es controlado por una sola persona. En lugar de eso, cada habitante tiene una copia del libro. Esto es similar a la blockchain, donde la información no se almacena en un servidor central, sino que cada participante de la red tiene una copia del registro completo de transacciones.

Cada página del libro es como un bloque en la blockchain

Registro de transacciones: Cada página del libro del pueblo registra ciertas transacciones, con detalles de quién pagó a quién y cuánto. Una vez que la página está llena, se pasa a la siguiente. Esto es similar a un bloque en la blockchain, que contiene un conjunto de transacciones validadas.

Cadena de páginas (bloques) con seguridad

Seguridad a través de sellos: Cada vez que se llena una página y se va a empezar una nueva, los habitantes ponen un sello especial en la página que incluye un código que resume todo lo escrito en ella. Este sello se copia también al inicio de la nueva página. Esto asegura que si alguien intenta cambiar algo escrito en una página anterior, el sello ya no coincidirá y todos se darán cuenta de la alteración. Esto es análogo a cómo cada bloque en la blockchain está vinculado criptográficamente al anterior, lo que garantiza la seguridad y la integridad de los registros.

Validación comunitaria

Todos participan: Cuando alguien quiere añadir una nueva transacción al libro, todos los habitantes verifican que quien paga tiene suficiente «dinero» para hacerlo, asegurándose de que las transacciones sean legítimas. Esto es similar a cómo en la blockchain, una red de computadoras (nodos) valida las transacciones según reglas preestablecidas antes de añadirlas a un bloque.

Utilizando esta analogía, podemos entender que la blockchain es como un libro de registros digital, distribuido, y seguro que cualquier persona en la red puede ver y verificar, pero que nadie individualmente controla. Esto hace que las transacciones sean transparentes, seguras y resistentes a fraudes, proporcionando una base de confianza y cooperación sin necesidad de intermediarios.

Deja un comentario